Extraordinaria la tarea de ALCION de dar a conocer la obra casi escondida de ROMILIO RIBERO, en manos cuidadosas de su mujer, Susana Sumer.
Es uno de los poetas mágicos, que muestra en su poesía milenios, ancestros, vida eterna y presente. Al leerlo sentimos que habla por todos nosotros, y nos acompaña en la confusión que llamamos vida.Con reverencia por su legado, Livia Felce